lunes, 6 de febrero de 2017

La eterna promesa de los clubes: acabar con los ultras

Creía EL escritor Eduardo Galeano que "el fútbol padece las consecuencias de la acumulación de tensiones sociales, que estallan en las canchas de fútbol como en otros lugares". Sostenía, sin equivocarse, que "la violencia no viene del fútbol, va a aparecer al fútbol". Lo cierto es que suele ser habitual en los estadios observar comportamientos fanáticos de la afición o actitudes poco deportivas de los jugadores. 
Además, hemos visto y seguimos contemplando atónitos cómo ciertos equipos se resignan ante los ultras, eluden su condena o les permiten la entrada a los campos. Lo que supone, de facto, una forma de consentimiento.Los últimos episodios datan de esta semana. Por una parte, el insólito caso del futbolista ucraniano Zozulya. 
Su fichaje por el Rayo Vallecano levantó una polvareda enorme. Los Bukaneros, ultras del club madrileño, presionaron a la directiva para abortar la operación porque le presuponen al delantero una ideología neonazi y ellos defienden valores de extrema izquierda. El Rayo, asombrosamente, cedió al instante. ¿Con qué legitimidad unos fanáticos que no respetan el pluralismo se erigen como referente moral y se apropian de la identidad de un equipo de fútbol? O lo que es más sangrante: ¿cómo es posible que un club les entregue a unos pocos aficionados, en su mayoría violentos, tal patente de corso? 
Desconcierta, además, que en una sociedad como la española se antepongan los prejuicios ideológicos al derecho a pensar de cada uno como le dé la gana.Por otro lado, la Comisión Estatal contra la Violencia ha calificado a los Biris, los ultras del Sevilla FC, como grupo violento, lo que se traduce en que el equipo no debería ofrecerles ningún tipo de apoyo ni promoción. La directiva, sólo tras esta decisión y pese a los incontables sucesos que los Biris han protagonizado en los últimos años, ha prohibido la entrada en su estadio de cualquier elemento de animación que contenga la terminología de Biris o Biris Norte. Éstos, conscientes de su fuerza, hicieron un llamamiento a no animar a los jugadores hasta que les devuelvan sus distintivos. 
Las reacciones no se hicieron esperar: la plantilla emitió un comunicado defendiendo a sus ultras a la par que criticaba la violencia. Ambos casos, el del Rayo y el del Sevilla, configuran un ejercicio de cinismo, en el que los equipos condenan a los violentos pero a la vez son rehenes de los fanáticos. Es la muestra más evidente de que los ultras funcionan como una suerte de familia mafiosa a la que se pliegan ciertos clubes hasta que alguna de sus acciones ya resulta injustificable: cuando hay una muerte, altercados de gravedad o una sentencia judicial mediante. 
Y todo por el temor de enfrentarse a un estadio que no genere tanto alboroto. El prestigio que en el fútbol se le otorga a los ultras es impensable en cualquier otra actividad social.No miente Galeano: el fútbol no es violencia. 
Pero los clubes, tanto directivas como jugadores, son responsables en buena medida de lo que sucede. El mundo del fútbol debe comprender que no se trata de reprimir, sino de prevenir. No se puede permitir el acceso de violentos a los estadios. Y la única forma de que la cara más deplorable de este deporte pueda llegar a desaparecer es dejar de auspiciarla. Se necesitan actos. Lo hicieron, contundentemente, Joan Laporta y Florentino Pérez. No es imposible.

No hay comentarios:

Madrid, Madrid, Spain
Apartado de correos 36.154. Madrid 28080 redaccion@revistasuperhincha.zzn.com
Sign Up with revistasuperhincha Mail
Place your promotional Text Here
First Name: Last Name:
Login to revistasuperhincha mail
User Name: Password:
Technical Support Help Password Reminder
DISTRIBUIDORAS TELÉFONOS DIST. GORBEA, S.A. 945256455 ALDIPREN S.A. 967245872 S.G.E.L. - ALICANTE 965107370 S.G.E.L. - ALMERÍA 950226239 PRENSA DIST. ABULENSE S.L. 920226379 DIST. EXTREMEÑA DE PUBLICACIONES, S.L. 924272411 DIST. IBICENCA DE EDICIONES S.L. 971314961 S.G.E.L. - MALLORCA 971434887 S.G.E.L. - MENORCA 971360743 S.G.E.L. - BARCELONA 932616981 S.G.E.L. - BURGOS 947485413 S.G.E.L. - CÁDIZ 954513889 S.G.E.L. - ALGECIRAS 956626968 S.G.E.L. - CASTELLÓN 961221942 LOGÍSTICA DE CIUDAD REAL, S.L. 926213541 DIST. CORDOBESA DE MEDIOS EDITORIALES 957429051 S.G.E.L. - LA CORUÑA 981795405 DISTRICUEN, S.L. 969235424 S.G.E.L. - GERONA 972400327 DIST. RICARDO RODRÍGUEZ 958401980 S.G.E.L.- GUADALAJARA 915127400 BADIOLAN DIFUSIÓN S.L. 943667057 S.G.E.L. - HUELVA 954513889 S.G.E.L. - JAÉN 953281460 DISTRIBUCIONES GRAÑA 2007 987455455 S.G.E.L. - LLEIDA 973204700 S.G.E.L. - LUGO 981783403 S.G.E.L. - MADRID 916576900 S.G.E.L. - MÁLAGA 952241800 S.G.E.L. - MURCIA 968239142 S.G.E.L. - PAMPLONA 948189184 DISTRIBUCIONES GRAÑA 2007 987455455 DIST. ARBESU, S.L. 985263552 S.G.E.L. - ASTURIAS 985732109 MERINO ABIA, S.L. 979713846 S.G.E.L. - LAS PALMAS 928574439 DIST. NOROESTE, S.L. 986252900 DIST. RIVAS, S.A. 923241804 GARCÍA Y CORREA, S.L. 922229840 DIST. JOSÉ MARÍA RODRÍGUEZ, S.A. 942369267 DIST. SEGOVIANA DE PUBLICACIONES 921436423 S.G.E.L. - SEVILLA 954513889 DISTRISORIA S.L. 975239101 DIST. RUEDA, S.A. 977127200 TRADISPCA S.A. 925240604 S.G.E.L. - VALENCIA 961221942 DIST. VALLISOLETANA PUBLICACIONES, S.A. 983239144 DISTRIBUIDORA SIMO PUBLICACIONES, S.L. 944598008 G.E.M.A., 2000,S.L. 980534431 VALDEBRO PUBLICACIONES, S.A. 976451266 DIST. QUATRE BARRES 376822613

.

.